¿Quieres hablar con nosotros? Llámanos al 649 35 45 59.

Osteopatía y el embarazo

¿Cómo podemos ayudar a una futura mamá a afrontar ese cambio tan importante en su vida?

El cuerpo de la mujer sufre muchos cambios estructurales desde el inicio del embarazo. No es extraño, su bebé va creciendo día a día y necesita espacio. Por ello, la estructura ósea y los órganos de la mujer van cambiando de posición pudiendo provocar alguna que otra “incomodidad” como puede ser dolor lumbar, ciática, mala circulación, rampas, etc. La osteopatía ayudará a que el cuerpo se adapte a las nuevas circunstancias.

A nivel emocional una mujer debe estar preparada para afrontar ese cambio sustancial de su vida. Es de suma importancia para la madre minimizar todas las emociones negativas antes del momento del parto. Con la osteopatía conseguiremos reducir la ansiedad y los miedos.

Estar tranquila y relajada en ese momento ayudará a que el parto se desarrolle con mayor naturalidad. El bebé también saldrá beneficiado de esta actitud positiva de su mamá Pensemos que el bebé está vivo y recibe los nutrientes que le ayudaran a crecer además de todas las emociones que siente su madre.

Centrarse en la ilusión de una vida que comienza en su interior y facilitarle el camino al bebé hacia el mundo exterior tiene consecuencias importantísimas para su desarrollo, en el sentido más amplio de la palabra.

La osteopatía ayudará a la futura mamá a estar en unas condiciones óptimas para afrontar ese nuevo papel en su vida, liberándola tanto de miedos y angustias como de las molestias físicas derivadas del embarazo.